un dron que los sobrevuele y vigile

La empresa de desenvoltura y seguridad japonesa Taisei ha desarrollado un dron para atender sus oficinas y cerciorarse de que nadie se ha quedado trabajando. El dispositivo ha sido desarrollado inmediato al fabricante de drones NTT East, y pretende ser una guisa de impedir que los empleados trabajen más de lo adecuado.

Japón lleva décadas teniendo problemas con una civilización del trabajo que pasa por trabajar todo lo que se pueda, e incluso tienen una palabra para explicar a quienes mueren textualmente por trabajar demasiado: karoshi. Y este dron precisamente quiere ayudar a combatir esta civilización, y cuando los jefes de la empresa consideren que es la hora de terminar empezará a invitar a todos a que se vayan de la oficina.

Para efectuar su trabajo, el dron al que han adulterado como “T-Frend” sobrevuela las oficinas poniendo a todo bombeo la canción “Auld Lang Syne”, un tema escocés que en Japón suele utilizarse para anunciar que los establecimientos están cerrando. También irá equipado con una cámara que permite imprimir lo que está viendo en tarjetas microSD o que los jefes puedan monitorizar en tiempo vivo lo que pasa en las oficinas.

“Realmente no puedes trabajar cuando estás pensando “va a venir en cualquier momento”, ni cuando oyes ‘Auld Lang Syne’ junto a su zumbido”, ha dicho Norihiro Kato, uno de los directores de Taisei, a medios como el Japan Times. La idea por lo tanto es que el dron sea lo suficientemente enfadoso como para que decidas que es mejor no quedarte trabajando.

En cuanto a su funcionamiento, este tiene mucho que ver con la de dispositivos como las aspiradoras inteligentes. Es capaz de rastrear su emplazamiento exacta en el interior de un edificio sin necesitada de GPS. También es completamente autónomo, de guisa que despega, hace el represión con un patrón prestablecido, y vuelve a su cojín una vez terminado de forma totalmente autónoma.

La empresa Taisei planea entablar a probar el ‘T-Frend’ a partir del próximo mes de abril, y el precio previsto por sus servicios ronda los 500.000 yenes al mes, que al cambio son unos 3.740 euros al mes.

Próximo paso: registro facial

Dron Vigilante

Cuando ves sobrevolar este dron en los vuelos de prueba es posible que te vengan a la persona escenas sacadas de películas como Terminator. Pero tranquilo, porque de momento sólo te echará de las oficinas molestándote, aunque en el futuro están pensando introducir otras tecnologías con las que hacer esta tarea de una forma un poco más personal.

Y es que tal sus desarrolladores ya están estudiando la posibilidad de introducir un sistema de registro facial. Con él, el dron no sólo te molestará, sino que podrá chivarse a los jefes de la empresa diciéndoles qué empleado exactamente es el que está intentando trabajar más de la cuenta.

Hasta ahora, las empresas japonesas solían delegar en empresas de seguridad para atender sus oficinas y cerciorarse de que nadie se queda más de la cuenta. Así pues, aunque no sea un terminator volante como los de las películas, de salir proporcionadamente el intento e implantarse en más empresas sí que quitará algún que otro puesto de trabajo.

En Xataka | OK Go: vuelos parabólicos, drones y todos los guiños tecnológicos de sus espectaculares videoclips


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales