1494552268_450_1000.jpg

Project Neon pasa a ser Fluent Design

La conferencia Build 2017 que se celebra estos días en Redmond ha servido para que hoy se anuncie oficialmente la próxima gran puesta al día de Windows 10, que se llamará Fall Creators Update.

Las mejoras que lleguen al sistema activo vuelven a estar centradas en el ámbito de la creatividad, pero igualmente tenemos novedades en el campo de la productividad. Sin requisa una de las sorpresas destacables es la inclusión del llamado Fluent Design, el nuevo lengua de diseño que hasta ahora habíamos conocido como Project Neon.

El trabajo en entornos mixtos, una de las claves

Entre las novedades en la productividad está una que permitirá utilizar un portapapeles en la aglomeración en el que poder copiar todo tipo de utensilios incluso desde servicios y aplicaciones que se ejecuten en móviles Android e iOS para luego retomar ese trabajo en un dispositivo Windows. La idea es análoga a lo que Apple propone desde hace tiempo con su Portapapeles Universal de macOS Sierra.

W2

También llega la nueva Timeline o “línea de tiempo” que funciona de forma similar a la recuperación de ventanas y pestañas en navegadores. La diferencia es que en zona de recuperar pestañas y ventanas cerradas, recuperamos aplicaciones y espacios de trabajo que estuviéramos utilizando en nuestro PC o en otros dispositivos. La idea, de nuevo, es la de poder ir cambiando de dispositivo o máquina para trabajar y disfrutar de forma transparente.

Sin requisa uno de los cambios más evidentes será el que veamos en la propia interfaz de Windows, que recupera los género de transparencia de antiguas versiones del sistema activo (¿recordáis Aero?) con Project Neon, o como se ha aguado oficialmente, Fluent Design. Ya hemos ido viendo como en las últimas compilaciones de Windows 10 comenzaban a aparecer algunas aplicaciones de Windows con esa nueva interfaz, pero en la Fall Creators Update la integración de dichas mejoras será mucho anciano.

Habrá muchas más novedades en esa futura puesta al día que a pesar del nombre es más ambiciosa de lo que quiere señalar el nombre: el nuevo lengua de diseño, las mejoras en productividad y esa afán de poder trabajar en entornos mixtos en los que iOS, Android y Windows 10 se entremezclen podría impulsar la versatilidad de un sistema activo que sigue ganando enteros. Como el propio nombre indica, llegará este próximo otoño, aunque no hay plazo concreta por el momento.

En Xataka | Lo bueno y lo malo de Project Neon, cómo Microsoft busca mejorar el diseño de Windows 10


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales