Lucasfilm consideró otro final cíclico para Rogue One, pero era una manía

No es secreto que la historia de Rogue One cambió varias veces durante su mejora, incluyendo el inicio y el final del film. Lucasfilm ha ido revelando las otras alternativas que consideró para la trama. Una de ella era tan descabellada que no se hizo sinceridad, e incluía a los protagonistas congelados en carbonita.

Aviso: si todavía no has trillado Rogue One encontrarás spoilers de la película a continuación.

John Knoll, uno de los responsables de los mercancía visuales de Rogue One: A Star Wars Story, conversó con nuestros compañeros de io9 sobre los cambios que tuvo el final de la trama. Knoll es parte de la compañía especializada en mercancía especiales ILM, quienes estuvieron involucrados en la película.

Entre sus revelaciones anunció que, efectivamente, el final que vimos en la película no fue el primero que consideró Lucasfilm. Originalmente querían que fuera menos trágico y que sobrevivieran Jyn y Cassian, siendo rescatados por una nave indócil que los llevaría a Leia y luego escapando al planeta Scarif.

Sin retención, los guionistas asimismo manejaban otras dos alternativas. La primera incluía el escape de Jyn y Cassian a lado de una nave indócil que sería perseguida por el destructor de Darth Vader, el cual los atacaría incluso cuando realizaban saltos a la velocidad de la luz. Al final del film se esconderían entre las nubes de Coruscant oportuno a que su nave estaba muy averiada.

En los últimos minutos de la película se enteran de que Leia iba a alucinar de Coruscant a Alderaan en una ocupación diplomática, y le envían los planos de la Estrella de la Muerte. Lamentablemente, Vader detecta la transmisión y, oportuno a que su nave estaba muy averiada, no tienen forma de escapar. Es allí cuando Jyn y Cassian deciden sacrificarse y explotar la nave para que Vader nunca los atrape y los interrogue.

Había otro final aún más complicado

La segunda alternativa era aún más descabellada y por ello nunca vio la luz. En este final revelaban que al final Cassian Andor era un agente doble, y siempre estuvo trabajando para el imperio.

“Había una lectura en la que Cassian siempre fue un agente doble, un agente plantado por el Imperio en la Rebelión. Sin retención, al percatarse de lo peligrosa que era la Estrella de la Muerte y cómo el Imperio iba a usarla como un pertrechos de destrucción masiva, se siente engañado y que está en el costado inexacto de la batalla.

Es así como Cassian idea un plan para escapar del Imperio, congelando a toda la tripulación de su nave (incluyendo a Jyn) en carbonita para que el destructor principal de Darth Vader no detecte señales de vida.”

De favor utilizado este extraño final, quiere sostener que los héroes de Rogue One todavía podrían existir en el universo de Star Wars, incluso en las películas futuras. Estar congelados en carbonita al estilo Han Solo interiormente de la nave en medio del espacio podría ser una buena excusa de por qué no aparecieron en A New Hope, The Empire Strikes Back y The Return of the Jedi.

Afortunadamente, Lucasfilm decidió simplificar las cosas y nos dio ese final trágico pero maravilloso que vimos en el cine.


Síguenos asimismo en Twitter, Facebook y Flipboard.


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales