la cuna que simula el movimiento del coche para dormir bebés

Para quienes hayan estado alguna vez con un bebé, sabrán del “poder mágico” que les produce ir a lado en un coche en movimiento, lo que ocasiona, casi siempre, que caigan rendidos a los brazos de Morfeo. Por lo inicial, Ford decidió usar está característica y trasladarla a una cuna, poco que hace que nos preguntemos ¿por qué no se nos había ocurrido antiguamente?

La cuna ha recibido el nombre de ‘Max Motor Dreams’, y se proxenetismo de un prototipo/experiencia creado con la colaboración del estudio gachupin de diseño ‘Espada y Santa Cruz’. La idea de esta cuna es que sea capaz de reproducir la experiencia de estar interiormente de un coche, es afirmar, desde aparentar el movimiento, hasta las luces y los sonidos, todo con el objetivo de que el bebé duerma plácidamente.

Ford Max Motor Dreams

Esta cuna cuenta con un diseño minimalista con acabados en madera, pero la verdadera ocultismo está en la tecnología que integra. En su interior se ha colocado un motor eléctrico que proporciona tembleque y movimiento, un altavoz con sonidos del ruido de la carrera, encima de un sistema periférico de luces LED, que buscan imitar la iluminación foráneo de las calles.

Max Motor Dreams

Para que esto sea lo más auténtico posible, según Ford, el movimiento y los sonidos son captados por una aplicación instalada en el smartphone de uno de los padres mientras está conduciendo, esto con la idea de que el movimiento sea lo más auténtico posible. Gracias a esa aplicación será posibles registrar varios trayectos y reproducirlos en la cuna.

La mala novedad es que la cuna es casi nada un prototipo y sólo dicen ocurrir fabricado una, ya que hasta el momento no hay planes para una producción a gran escalera y comercialización, poco que siquiera está del todo descartado.

Una pena, porque sé de varias personas que estarían encantadas con poco así.

Motordreams1
Motordreams2
Motordreams3

Más información | Ford


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales