la clave de su éxito en España está en su cuota de mercado

Hace tiempo que la promesa de los sistemas de suscripción móvil negociación de hacerse efectividad, pero el propio funcionamiento de las entidades bancarias —que lógicamente prefieren guisárselo y comérselo ellas mismas— ha hecho que plataformas como Samsung Pay o Apple Pay hayan tenido un éxito restringido en España.

Eso podría cambiar con Android Pay, la plataforma oficial de Google que llegará en los próximos meses. La razón es simple: la cuota de mercado de Android es extra en nuestro país, pero primero habrá que ver con qué bancos acaba siendo compatible este sistema que por fin podría convertir a tu móvil en el método de suscripción valentísimo.

La lenta expansión de Android Pay sigue su curso

El anuncio se produjo durante Google I/O 2017, el ciclo de conferencias en el que entre otras cosas hemos conocido las novedades de Android O y en el que se ha hablado del estado presente de Android Pay, que ya funciona en 10 países.

Pay2

A esos mercados pronto se le sumarán Brasil, Canadá, Rusia, España y Taiwán, a los que encima se dará soporte a las nuevas funciones de la API de Google Payment.

Esas mejoras permiten acumular las credenciales de una maleable de crédito o débito en nuestra cuenta de Google para poder realizar pagos en la web de forma sencilla y transparente, y sin estar asociada directamente a Android Pay o a otras plataformas de suscripción.

Pagar con el móvil va cuajando

Los sistemas de suscripción móviles llevan tiempo funcionando en nuestro país, sobre todo gracias a aplicaciones nativas de los bancos. Sin incautación las plataformas móviles han sido las más ambiciosas en este sentido, y tanto Samsung Pay como Apple Pay o Android Pay han ido convenciendo a los usuarios sobre todo en países como Estados Unidos.

En nuestro país el desembargo de Apple Pay se produjo a finales del año pasado, y como en el caso de Samsung Pay, que debutó unos meses antes, la posibilidad de sufragar con cualquier catedrático/TPV contactless hace que la versatilidad de estos medios de suscripción sea fantástica.

Como explicaban nuestros compañeros de Xataka Móvil, una de las barreras de acogida de estas soluciones es que no funcionan ni con todas las tarjetas ni con todos los bancos.

También está el problema de que las TPV contactless no están en todas partes y que no todos los fabricantes integran NFC en sus smartphones, desde luego, pero las prestaciones que pueden ofrecer estas plataformas de suscripción debería hacer que dichas barreras acaben desapareciendo más pronto que tarde.

La cuota de Android, secreto en España

El problema es que aunque los dispositivos de Apple y Samsung son populares, su cuota de mercado es limitada en comparación con la que plantea Android Pay, que estaría arreglado para todos los terminales Android con NFC. Los últimos datos de Kantar WorldPanel dejaban claro que en España la plataforma móvil de Google es relato absoluta con un 92,2% de cuota de mercado.

Kantar

Hay un requisito adicional importante: los móviles que quieran utilizarse con Android Pay no pueden estar rooteados. Esto final puede ser un hándicap para los usuarios avanzados que aprovechan sus terminales con otras ROMs Android, pero es un requisito que ayuda a garantizar la seguridad de la plataforma y que otros como Samsung además han implementado con Samsung Pay.

Queda por consiguiente ver qué tipo de entidades bancarias permiten trabajar con Android Pay, pero la plataforma de pagos móviles de Google es sin duda la gran esperanza de un segmento que tiene un futuro prometedor en nuestro país.

En Xataka Móvil | ¿Qué le falta a los distintos Pay para que los pagos móviles reemplacen a otros métodos de pago?

Temas


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales