Kingston KC1000, , análisis. Review con características, precio y especificaciones

Dentro de la abanico entrada de unidades de almacenamiento SSD, los equipos bajo el protocolo NVMe (Non-Volatile Memory express)) son los que mejor rendimiento dan. Su precio es más detención, pero a cambio sacan lo mejor de la tecnología de estado sólido para usuarios exigentes.

La primera pelotón NVMe de Kingston

Kingston presentó hace unas semanas su primera pelotón de este tipo para el mercado de consumo, la KC1000. Este dispositivo de almacenamiento se puede conseguir en capacidades de 240, 480 y 960 GB, con precio de partida de 165 euros. Su creador de forma cardinal es M.2 2280, pero podemos conseguirlo con polímero PCIe adaptadora de tipo HHHL AIC para no tener problemas con nuestra placa colchoneta. En los dos casos la seguro de Kingston es de 5 abriles para este nuevo SSD.

El Kingston KC1000 es una pelotón SSD PCIe Gen 3.0×4 que usa tecnología MLC Nand y se vale del regulador Phison PS5007-E7. Su rendimiento teórico varía según la capacidad que escojamos, pero como mayor podremos conseguir 2700 MB/s en modo leída por 1600 MB/s en modo escritura. Para que lo pongas en contexto, un WD Blue ofrece del orden de 550 MB/s en modo leída y escritura.

Si nos centramos en el rendimiento del SSD en modo accidental, este Kingston KC1000 es capaz de alcanzar hasta 290.000 IOPS en modo leída y 190.000 IOPS en modo escritura. En fiabilidad, ofrecen unos dos millones de horas (MTBF), con 1 PB de TBW para el maniquí más completo de 960 GB. Los de 240 y 480 GB alcanzan los 300 y 550 TB respectivamente.

Img 4141

¿Y el consumo? Las cifras oficiales dan datos conveniente bajos, como corresponde a un buen SSD. En reposo tenemos casi nada 0.11 W de consumo, en modo de trabajo cardinal no llegamos a 1 W, mientras que a mayor rendimiento y en modo escritura, superamos por poco los 7 W.

Prueba de rendimiento del SSD KC1000

Repasada la teoría, pasamos a calibrar el rendimiento existente de este primer SSD NVMe de Kingston para el mercado de consumo y empresarial. El maniquí que el fabricante nos ha cedido para el test es la pelotón de más capacidad, con 960 GB. Su precio en la ahora es de 510 euros

Img 0149 El SSD NVe KC1000 podemos usarlo con adaptador PCIe o directamente con conexión M.2

Equipo de pruebas

Para la prueba de rendimiento existente del SSD Kingston KC1000 de 960 GB hemos usado un equipo compuesto de:

  • Placa colchoneta Gigabyte GA-AX370-Gaming 5
  • Memoria RAM Corsair 2×8 GB DDR4-3000 configurada a 2400 MHz
  • Procesador AMD Ryzen 3 1300X
  • Tarjeta gráfica GTX 1050 de Nvidia
  • Disco duro principal: SSD M.2 de Samsung

Como en otros test hardware, comprobamos antiguamente de la prueba que todos los componentes contaban con la última aggiornamento arreglado de drivers instalada, así como del sistema activo. Hemos usado Windows 10 desde una instalación limpia.

Rendimiento del SSD Kingston KC1000

La medición del rendimiento del nuevo SSD Kingston la realizamos con una formación de tests basados en software específico de narración para este tipo de pruebas.

Empezamos con una de las pruebas más conocidas para test de SSD a nivel de consumo: CrystalDiskMark 5. En el modo de leída secuencial hemos medido 2110 MB/s, los cuales bajan a 1633 MB/s en modo de escritura. Si nos centramos en los datos con datos aleatorios (Random 4K QD32), el SSD NVMe de Kingston rinde a poco más de 500 MB/s en modo leída, y 434 MB/s en modo escritura.

Img 0152

El subsiguiente test con el que pusimos a prueba esta pelotón SSD de Kingston fue ATTO. Los mejores resultados tras varias pasadas nos dejan cifras sutilmente superiores a las de narración del fabricante para la pelotón de 960 GB, que son de 2700/1600 MB/s. En ATTO los resultados fueron de 2853 MB/s en leída y de 2110 MB/s en escritura, que es donde más diferencias hemos apreciado pasando este test respecto a los datos oficiales.

Otro test que nos indica la calidad de un SSD es el PCMark 8 en su modo de almacenamiento. La puntuación mundial en el test 2.0 es de 5044, con un orondo de bandada total de 563 MB/s.

Por postrer os dejamos los resultados del test AS SSD Benchmark, conveniente completo para diferentes tipos de pruebas, y que arrojó una puntuación de 1142 y 983 puntos para los modos de leída y escritura respectivamente. En datos de rendimiento equivalen a 2065 MB/s y 1002 MB/s en escritura y leída secuencial respectivamente, mientras que en accidental los datos obtenidos fueron de 894 y 773 MB/s en leída y escritura.

Img 0150

Si tomamos como narración los SSD SATA que son los habituales en el mercado de consumo cuando uno quiere mejorar su equipo o entrar en este mercado, la nueva pelotón de Kingston nos deja claras las ventajas de los SSD NVMe. En plataformas más actuales y con un presupuesto más holgado, este tipo de unidades ya deberían ser una opción seria a considerar quien quiera mayor rendimiento por el precio que paga por su almacenamiento.


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales