Honor View 10, primeras impresiones: este ‘Mate 10’ barato me gusta

Honor asegura orgullosa que cuenta con el primer teléfono “Full View” por debajo de los 300 euros –hablamos del modelo 7X cuyo desembarco europeo te contamos por aquí– y desde ayer además presume de ofrecer el primer smartphone con inteligencia fabricado que no supera la mágica monograma de los 500.

Hablamos del Honor View 10, un teléfono que como sabes, apareció en el proscenio de Londres ayer para sorpresa de los presentes, luciendo una ficha de especificaciones cuanto menos interesante. Una vez puestas las cartas sobre la mesa, tuve la oportunidad de toquetear el teléfono un rato, lo suficiente como para poder ofrecerte ahora algunas primeras impresiones.

De fantástica construcción con chasis de metal y tacto agradable, el terminal de Honor sorprende entre otras cosas por su delgadez. Ten en cuenta que estamos hablando de un teléfono con pantalla generosa (un LCD de 5,99 pulgadas) y que alberga en su interior una cacharros de 3.750 mAh. Su diseño, eso sí, no sorprende, ni para aceptablemente ni para mal, plantándose con un look “previsible” y ya trillado otras muchas veces. En el catálogo de Honor, al menos, sí se siente poco diferente, gracias a lo suspensión que resulta (la pantalla tiene formato 18:9) y a los bordes tan estrechos que la firma china ha conseguido conferirle.

Otra presencia destacable es la inclusión del leyente de huellas, integrado en el delantero, en la estrecha pandilla que se aloja bajo la pantalla. No se tráfico de un tallo físico de control -más allá de poder llevarte al inicio cuando lo tocas-; para ello tendrás que hacer uso de las teclas virtuales que se alojan en la propia interfaz.

Honor View 10

Este Honor View 10 corre gracias a un procesador Kirin 970, el mismo que da vida a los recientes Mate 10 y Mate 10 Pro de Huawei –casa causa de Honor. Esta CPU dispone como sabes de su propia pelotón de procesamiento neural (NPU), capaz de ofrecer al sucesor la experiencia añadida de la inteligencia fabricado. Será esta misma, por ejemplo, la que se encargue de ejecutar el registro de escenas a la hora de tomar fotos, de igual modo que ya pudimos ver en los mencionados Mate.

El sistema fotográfico del teléfono monta dos sensores (uno normalizado de 16 MP y otro monocromo de 20 megapíxeles) capaces de diferenciar, gracias al NPU, si están inmortalizando el chuletón gallego que vas a comerte o a tu mimado felino. Estuve probando durante la toma de contacto esta función, y debo asegurar que no siempre funcionaba correctamente. En la sala de demostraciones tenían un perro de muñeco en miniatura que servía de maniquí y que el teléfono lo mismo identificada como un can que permanecía indiferente frente a la captura.

No solo pasaba con mi pelotón. Era un error que se repetía en más terminales de la sala, pero quiero pensar que se debe a un software aún no 100% terminado (el teléfono sale a la liquidación el 8 de enero) que a un formal problema en el rendimiento de este registro inteligente.

El View 10 ejecuta Android Oreo adornado con una interfaz, la conocida EMUI, que se siente suficiente ágil y fluida. Esta será la encargada por cierto de resolver la función de desbloqueo facial del teléfono, una prestación que parece ser que llegará al teléfono luego en modo de aggiornamento vía OTA. Esta detección de rostros además mantendrá la pantalla encendida mientras miras el teléfono, te mostrará la información de tus notificaciones cuando la pantalla esté bloqueada y sabrá cuándo tiene que orientar la pantalla automáticamente (por ejemplo, no se girará cuando estés acostado).

La propuesta de Huawei se siente prometedora, en exclusivo porque es capaz de abocar prestaciones más propias de la incorporación matiz a un divulgado con un faltriquera más concorde. Sí, es cierto que el teléfono no se mueve en las cifras a las que estamos acostumbrados con esta marca, pero sigue siendo un coste relativamente apretado conociendo sus prestaciones (y estamos hablando del nuevo “tope de gama” de la proposición de la casa).

Como te contábamos ayer, el teléfono tendrá un precio de 499 euros (con 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento, recuerda) y estará habitable a partir del 8 de enero. Veremos para entonces si todas estas buenas sensaciones se mantienen.


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales