A diferencia del USB convencional, un USB-C puede manejar hasta 3 amperios de corriente: suficientes para freír tu dispositivo si usas un cable que no está correctamente diseñado o es una mala imitación del cargador llamativo. Por eso con USB-C es más importante comprar accesorios de calidad, pero ¿cómo sabes que lo son?

De ahí el atractivo de este pequeño comprobador que funciona como amperímetro y voltímetro de tus cables y accesorios USB-C. El Type-C Power Meter de Satechi se conecta entre tu suplemento y el puerto de tu dispositivo para ofrecerte a través de su display datos como el voltaje (en voltios), la corriente (en amperios) y la cantidad de carga eléctrica transmitida con el tiempo (en miliamperios hora). Además aparece una flecha que indica en qué dirección fluye la corriente.

La duda es si conseguirás saldar el comprobador, que cuesta 30 dólares. Sí puede ayudarte a identificar cargadores falsos o de mala calidad, pero en ningún caso te protegerá directamente contra sobretensiones ni te avisará de que el cargador es inseguro. Eso seguirá estando en tus manos. [Satechi]