el juego que se ha convertido en el gran hit del año

Apenas cuatro meses ha precisado ‘Playerunknown’s Battlegrounds’, un shooter de supervivencia multijugador, para colocarse en el tercer puesto del ranking de Steam de usuarios concurrentes. Con 574,173 jugadores activos simultáneos, ya supera a ‘GTA V’ y ‘Fallout 4’, quedándose por debajo de ‘Counter-Strike: Global Offensive’.

Cuesta imaginar cómo un descanso que ni siquiera ha sido decidido oficialmente suma ya 6 millones de copias vendidas en Steam, llegando a acumular más de 150 millones de dólares en ingresos. Estas cifras no están falta mal, teniendo en cuenta que el título sigue en categoría Early Access, con todo lo que ello conlleva: caídas de servidores frecuentes, estética de dudosa calidad y encontronazos habituales con bugs que te pueden estropear la experiencia de descanso. A pesar de todo ello, ‘Playerunknown’s Battlegrounds’ (abreviado a ‘PUBG’) es un éxito definitivo sin ocasión a dudas, y uno de los grandes hits de este 2017 en el mundo de los videojuegos.

¿De qué va Playerunknown’s Battlegrounds?

PUBG sigue las líneas marcadas por ‘Battle Royale’, la novelística escrita por Koushun Takami en 1999, sobre la que está basada la clásica película de culto japonesa que lleva su mismo nombre. Para aquellos que no conozcáis esta obra aclamada por la crítica, tenemos un ejemplo poco más flamante: la rentable dinastía de ‘Los Juegos del Hambre’. Battlegrounds se friso en la premisa marcada por estas obras, donde un género de personas queda confinado a un distrito con el único objetivo de matarse unos a otros hasta que solamente quede un superviviente.

Paisaje de ‘Battegrounds’

Más concretamente, en ‘Battlegrounds’, hasta un centenar de jugadores saltan de un avión alrededor de una isla deshabitada que combina playa y montaña, ciudad y campo, pueblos de pescadores y hangares militares; todo ello con una estética, que sumada a los nombres de las villas (Pochinki, Primorsk Lipovka, entre otras), parece acontecer sido sacada de una película bélica situada en la Europa del Este de los abriles 50. Tu objetivo como componente, aceptablemente estés sólo, con un compañero, o en un equipo de mayor cuatro personas, será armarte con lo que vayas encontrando en la isla y sobrevivir a los otros 99 jugadores.

Se prostitución de una batalla en la que todo vale: puñetazos, explosiones, disparos, e incluso sartenazos. Una batalla en la que debes estar atento a cada sonido y murmullo, mientras procuras por todos los medios mantenerte en la zona segura: un campo eléctrico que progresivamente se irá restringiendo y te obligará a avanzar alrededor de el centro del círculo, siempre y cuando no quieras encontrar una asesinato segura.

Todas las partidas vienen marcadas por un ritmo desigual, pero pausado.

El eclosión puede ser cardíaco si decides saltar del avión en una ciudad ancho, o calmado si optas por aterrizar en un pueblo accidental. De cualquier modo, si no mueres en los tres primeros minutos, lo próximo que debes hacer es saquear y conseguir buen equipo. Puedes escudriñar por las casas cercanas, matar a otros jugadores y robarles o, si prefieres arriesgar un poco más, puedes ir a por los paquetes de socorro (normalmente cargados con buenas armas y protección) que suelta un avión durante toda la partida.

Una vez estés armado y aceptablemente equipado toca enfrentarse a las situaciones que están por ganar. Situaciones caracterizadas por el estrés y la retraso, más intensas aun cuando la zona segura se reduce cada vez más. Además deberás de evitar las zonas rojas o resguardarte en un edificio lo antiguamente posible si no quieres ser víctima del instigación inminente. En nuestra guía con 11 consejos tienes más detalles a tener en cuenta.

Zona roja bombardeada desde el canción.

Otro descanso más de supervivencia… ¿seguro?

‘Battlegrounds’ no es otro más, sino que es positivamente bueno. Muchos tienden a compararlo con ‘DayZ‘, quizás no tanto por la dinámica del propio descanso (‘DayZ’ se rige más por la categoría de survival horror), sino por el hecho de que el clase Battle Royale tuvo sus inicios siendo un mod de ‘DayZ’, cuando éste era aún un mod de ‘Arma 2’. El mod, llamado ‘DayZ: Battle Royale’, fue creado por Brendan Greene, el director creativo que encabeza a día de hoy el expansión de ‘Playerunknown’s Battlegrounds’ en Bluehole Studio.

Personalmente, a pesar de que uno y otro tengan en global el componente de supervivencia, considero que es más calibrado comparar ‘Battlegrounds’ con ‘H1Z1: King of the Kill‘, el cual se friso exclusivamente en la dinámica propia del clase Battle Royale. Curiosamente Brendan Greene, además conocido por PlayerUnknown, además participó en el expansión de este nuevo modo de descanso para ‘H1Z1’.

El sistema de descanso de ‘H1Z1: KOTK’ y ‘Battlegrounds’ es el mismo: en uno y otro, el componente desciende desde un avión alrededor de un distrito en el que tiene que matar a todo aquel que se interponga en su camino para ganar a ser el único superviviente. Aun compartiendo dinámica y desarrollador, ‘Playerunknown’s Battlegrounds’ ya ha superado con creces a su predecesor en tan sólo cuatro meses.

H1z1 King Of The Kill Vs Playerunknowns Battlegrounds Fuente: Steam Charts

La diferencia principal entre uno y otro radica en el ritmo de descanso. ‘H1Z1: KOTK’ se caracteriza por lo caótico de sus partidas, con un ritmo acelerado, donde el objetivo es matar al longevo número de personas posibles, siempre moviéndote rápidamente entre zonas. ‘Battlegrounds’, con un gameplay mucho más pausado, incide más en la táctica y en la intrepidez táctica de cómo conseguir el mejor resultado. Donde en ‘H1Z1’ buscas matar a otro componente que esté cerca, en ‘Battlegrounds’ consideras otros muchos factores, como el ruido que originas si disparas, o el conocer que hay otros jugadores cerca que pueden matar con él.

‘Battlegrounds’ incide más en la táctica y en la intrepidez táctica de cómo conseguir el mejor resultado

Por otro flanco, ‘H1Z1: King of the Kill’ tiene un toque más arcadey (poco arduo y con una rápida curva de educación) y carece del realismo de su competidor, que desafío más por la simulación (armas con un recoil y una caída de la bala mucho más fiel a la existencia).

Sus diferencias en la forma de descanso, sumadas al hecho de que actualmente en el mercado existan pocos títulos del clase Battle Royale comparables (‘The Culling‘ y ‘Ark: Survival of the Fittest‘ se quedan muy por detrás), hacen de ‘Battlegrounds’ el candidato consumado para aducir las cifras en ventas que trae a sus espaldas.

También hay que proponer que ‘PUBG’ ha supuesto un éxito en Twitch y en otras plataformas de streaming, lo que ha ayudado sin ocasión a dudas al aumento de su popularidad en tan poco tiempo. Ese éxito entre los streamers no se debe sólo al entusiasmo que implica jugarlo, sino además a la diversión de ver una partida mientras opinas sobre la intrepidez estúpida o inteligente que ha tomado el streamer.

H1Z1: KOTK vs Playerunknown’s Battlegrounds Fuente: Twitchmine

¿Qué tiene de distinto?

Personalmente me lancé a la piscina, compré el descanso y sólo me bastó una partida para comprender el motivo del éxito. Leed con atención y poneos en situación:

Desciendes en caída evadido a más de cien kilómetros por hora alrededor de una isla en la que un paso en infiel puede suponer la asesinato. Se abre el paracaídas a pocos metros del suelo y rápidamente compruebas tus alrededores deseando estar solo. Esta vez no has tenido suerte. A tu derecha, una mujer vestida con camiseta roja y pantalones militares, se dirige exactamente al mismo género de casas solitarias que dan a la orilla del rio. Debes ganar a tierra firme antiguamente que ella y hacerte con un armas. Sólo puede decidir uno y ese debes ser tú.

El palpitar de tu corazón se acelera, lo sientes palpitar con fuerza en tu pecho, mientras los músculos de tu espalda se tensan. La lucha por la supervivencia comienza en el momento en que tus pies se posan en el césped sin segar frente a la casa. Apenas reparas en tus alrededores cuando comienzas a pasar alrededor de la puerta principal sin perder de traza a la mujer, quien se dirige a otra de las casas del pueblo. Entras y, para tu sorpresa y alegría, encuentras una pistola del calibre .45. Te equipas con ella y, por un instante dudas si esperar en la casa o salir en rastreo de tu objetivo. Finalmente optas por lo segundo, contando con que quizás ella aun no esté armada. De nuevo la suerte no está de tu flanco. Al salir de la casa, ves que ella ya está delante de tu puerta. Os encontráis frente a frente y el disparo de su escopeta es lo zaguero que escuchas antiguamente de que en tu pantalla leas “Better luck next time”. Estás muerto.

Quizás si no hubieras dudado si atacar o no, te hubieras avanzado a tu enemigo y hubieras podido dar el primer disparo. O quizás deberías acontecer cambiado de rumbo cuando te diste cuenta de que no estabas solo. O quizás deberías acontecer corrido en dirección opuesta a la mujer una vez en el pueblo. Podrías acontecer tomado muchas otras decisiones y tal vez ahora estarías vivo.

‘Battlegrounds’ juega con el error, con la mala intrepidez del componente y con los “y si…” que vienen luego de una partida. Desafía a la persona tras los mandos a ganar a ser el único superviviente, aprendiendo de los deslices y las decisiones precipitadas de partidas anteriores. Aun así, eso no quiere proponer que una buena intrepidez te lleve al éxito.

Al fin y al extremidad, nunca podrás controlar a los otros 99 jugadores que además quieren deleitarse de la conquista viendo en sus pantallas WINNER WINNER CHICKEN DINNER! Porque no hay ninguna otra galardón que la entusiasmo de conocer que has llegado al final.

Winner Winner Chicken Dinner

Pero el éxito de ‘Battlegrounds’ no se debe solamente a esa satisfacción que llega con la conquista. Una partida está repleta de distintas sensaciones. Incertidumbre de no conocer si estás solo. Frustración cuando un francotirador te mata sin ni siquiera conocer su ubicación. Alegría cuando ganas la batalla contra a otro componente. Tensión inmediata al escuchar pasos en una casa cercana.

Es en esas sensaciones donde reside el encanto de ‘Battlegrounds’. En los desasosiego que te invaden mientras corres por el bosque, escuchando disparos a tu rodeando y con el campo eléctrico pisándote los talones, cuando de pronto te topas con otra persona, comienzas un tiroteo y resultas vencedor. En el momento en el que el otro componente está muerto sientes alivio y angustia a la vez. Alivio por acontecer sobrevivido. Angustia porque otros han escuchado los disparos y conocen tu ubicación.

Todo ello comprimido en unos 35 minutos de partida, a un ritmo que puede variar entre pausado y acelerado en cuestión de segundos, siendo inverosímil retornar a entrar a la misma partida luego de muerto, poco de lo que otros shooters multijugador carecen.

Batlegrounds es divertido, las cifras lo demuestran.

Por su brutalidad y su equivocación de segundas oportunidades, unido al hecho de que no hay dos partidas iguales a pesar de que el objetivo sea el mismo, ‘Battlegrounds’ triunfa estrepitosamente donde otros, como ‘H1Z1: King of Kill’, se quedan a medio camino por todo lo explicado anteriormente. Sí, es cierto que aún está en expansión, sin bloqueo, a su beneficio diré que recibe parches todas las semanas con mejoras y nuevos rudimentos. Se retraso que salga de Early Access antiguamente de que finalice 2017, por otra parte de ser lanzado con exclusividad temporal para Xbox One este mismo año. Será interesante analizar de nuevo ‘Battegrounds’ adentro de unos meses, cuando el éxito del emanación haya pasado.

Si tenéis curiosidad, sólo tenéis que pasaros por Twitch, donde es el tercer descanso más trillado en el zaguero mes. Si sois unos auténticos supervivientes, os espero en el campo de batalla. ¡Buena suerte!

En Xataka eSports | Guía: 11 consejos para empezar en el PLAYERUNKNOWN’S BATTLEGROUNDS


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales