el FBI, CIA y NSA se lanzan en contra de los fabricantes chinos

La situación de Huawei, y ahora ZTE, en los Estados Unidos está allí de solucionarse a posteriori de los problemas que surgieron a inicio de año con las operadoras del país. Pues esto está llegando a un nivel más detención para dejar de ser un problema entre compañías, ya que los servicios de inteligencia de EEUU están arremetiendo en contra de los fabricantes chinos.

Los jefes de las seis principales agencias de inteligencia de los Estados Unidos están advirtiendo a sus ciudadanos que no deberían usar productos ni servicios provenientes de fabricantes como Huawei o ZTE, esto adecuado a sus supuestos lazos con el gobierno chino, lo que pondría en peligro la seguridad franquista del país.

“Espionaje no detectado y robo de información”

Chris Wray, director del FBI, declaró delante el Comité de Inteligencia del Senado:

“Estamos profundamente preocupados por los riesgos de permitir que cualquier compañía o entidad que esté en deuda con gobiernos extranjeros y que no comparten nuestros valores, obtenga posiciones de poder dentro de nuestras redes de telecomunicaciones.”

Y esta información fue apoyada por otros cinco jefes de agencias como la CIA y NSA, quienes aseguran de potenciales riesgos delante prácticas de espionaje y robo de información. Además, Huawei ya ha sido bloqueada de cualquier tipo de entendimiento con instituciones gubernamentales de Estados Unidos.

Según Wray, han detectado que los equipos de telecomunicaciones y los smartphones de Huawei cuentan con la capacidad de modificar y robar información no sólo del usufructuario, sino de toda la red que usen. Asimismo, son capaces de realizar tareas de espionaje sin que el usufructuario se dé cuenta. Por lo antedicho, además aconsejan a los operadores privados e ISP que eviten el uso de estos dispositivos.

Ante esto, Huawei ha dado declaraciones para dar a conocer su postura acerca de esta situación:

“Huawei está consciente de que existen una serie de actividades del gobierno estadounidense aparentemente destinadas a inhibir el negocio de Huawei en el mercado estadounidense. Huawei cuenta con la confianza de gobiernos y clientes en 170 países de todo el mundo y no presenta mayor riesgo de ciberseguridad que cualquier proveedor de TIC, ya que compartimos cadenas de suministro y capacidades de producción.”

Hay que recodar que esta situación no es nueva, ya que en 2014, Estados Unidos emitió una prohibición de concurso de contratos gubernamentales para Huawei, esto delante la desconfianza que generó que uno de los fundadores de la compañía fuese un ingeniero superior en el Ejército de Liberación de China. Algo que fue descrito por los políticos estadounidenses como “un brazo efectivo del gobierno chino”.

Desde entonces, Huawei se ha incompatible con todo tipo de problemas para entregar y colocar sus productos en el país, lo que ahora está afectando a su cadena de consumo, como smartphones.

Ahora mismo, los legisladores estadounidenses están buscando exhalar un tesina de ley que prohibiría que los empleados del gobierno usen dispositivos Huawei o ZTE. Y aquí Richard Burr, presidente del Comité de Inteligencia del Senado, fue muy claro: “el foco de mi preocupación hoy es China, y específicamente las telecomunicaciones chinas como Huawei y ZTE, que se entiende que tienen vínculos extraordinarios con el gobierno chino”.

Esto significa que tanto Huawei como ZTE están en una posición muy complicada en uno de los países más importantes no sólo por su capacidad de ventas, sino además por su posición y por cómo podría afectar a sus negocios en otros países.

En Xataka | Qué ha pasado con Huawei en Estados Unidos, y por qué arremete su CEO contra las operadoras del país


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales