Crean una piel sintética capaz de medir la presión del tacto, reciclable y capaz de autorrepararse

Un categoría de investigadores de la Universidad de Colorado ha desarrollado un nuevo tipo de piel sintética que no sólo tienen sensores para evaluar la temperatura o la presión que está ejerciendo, sino que incluso es reciclable y autorreparable. Se alcahuetería de un nuevo avance con múltiples aplicaciones en el mundo de las prótesis, pero incluso para construir robots capaces de advertir la presión que ejercen sobre nosotros para no hacernos daño sin querer.

Las pieles sintéticas o e-skin son un tipo de tejido hecho con materiales flexibles, y que contienen todo tipo de sensores de presión, temperatura y muchos otros para imitar las funciones y las propiedades mecánicas de la piel humana. Llevan varios abriles desarrollándose, y hay diferentes equipos científicos que paso a paso van mejorando sus propiedades.

Por ejemplo, en 2014 os hablábamos de un primer tesina con el que habían conseguido una piel sintética de características y elasticidad parecidas a la humana, y un año después hablábamos de otra piel sintético capaz de transmitir sensaciones de tacto. Después, en 2016 se consiguió añadir una especie de pelos electrónicos para que estas pieles sintéticas pudieran “sentir” mejor sus alrededores.

Una de las debilidades de estos proyectos anteriores, siempre según los investigadores del nuevo crecimiento, es que los enlaces químicos que utilizaban para hacerlas eran relativamente débiles. Eran elásticas y manejables, pero poco robustas y endebles, poco que el equipo de la Universidad de Colorado dice ocurrir solucionado con su tesina.

Una piel cada vez más parecida a la nuestra

La principal nueva característica de esta piel sintética es que es capaz de evaluar la presión. Gracias a ello, si se utiliza en un autómata este será capaz de advertir cuándo ha llegado al mayor que puede presionar, por ejemplo, una mano humana al estrecharla, y así evitará causarnos daños involuntarios. También será capaz, según sus creadores, de advertir la temperatura de lo que toca, la humedad y el flujo de corriente.

“Si quieres que un robot toque a un bebé o un paciente, ¿entonces cuánta fuerza debe aplicar con cada uno?”, ha dicho Wei Zhang, co-autor del estudio. “Es por eso que estos sensores son importantes: para ayudar al robot a detectar la cantidad correcta de fuerza que debe aplicar y, por ejemplo, para detectar si un bebé tiene fiebre”.

Los investigadores incluso han asegurado que si esta piel se corta, podrá utilitario regenerarse para curar la herida con sólo aplicar tres compuestos concretos actualmente a la liquidación disueltos en pimple. Cuando se aplican los compuestos, empiezan a crecer nuevas moléculas cerca de de la piel cortada, haciendo que los enlaces químicos se vuelvan a unir y la “herida” se cure automáticamente. Esta capacidad de utilitario regenerarse es otra en la que la nueva piel sintética imita a la humana.

Además de esto, la piel desarrollada por el equipo de la Universidad de Colorado incluso es reciclable, lo que quiere proponer que puede disolverse en una decisión, y utilizar el material disuelto para producir nueva piel. Todas estas características han sido descritas y publicadas en el paper publicado por los investigadores, pero yerro abrir a verla en movimiento para ver si cumplen con todo lo que dicen ocurrir conseguido.

Una vez publicado su crecimiento, el equipo responsable indagación abrir a colaborar con otros investigadores en campos como el de la inteligencia sintético o la ingeniería biomédica. De esta forma, su creación podrá ser utilizada tanto para la creación de robots capaces de tocar y advertir como de una nueva concepción de prótesis que permita que quienes las utilicen puedan advertir de una forma muy aproximada a como lo harían con piel humana existente.

En Xataka | La inteligencia artificial ya detecta cáncer de piel mejor que los dermatólogos y esto sí es un éxito importante


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales