Aprende a usar el modo manual en la cámara de tu smartphone

A la hora de conducir, hay personas que no le dan demasiado importancia al hecho de transigir un coche de un banda a otro. Quieren hacerlo de la forma más sencilla y cómoda posible. Para ese especie de personas, el cambio inconsciente es el mejor avance de los últimos primaveras en la industria de la automovilismo. Sin confiscación, hay otro especie de personas que disfruta a la hora de conducir, conocer qué necesita su coche para sacarle el mayor partido. Ese especie quiere un cambio de marchas manual, jugando con él aumentando o reduciendo las revoluciones del motor en función de cada situación.

Con la fotografía ocurre poco parecido. Existen personas que no quieren complicarse cuando sacan una imagen. Simplemente lanzan la aplicación de la cámara de su smartphone, ajustan el teleobjetivo, enfocan y presionan alegremente el gran botonadura blanco para capturar. El resultado, siempre que las condiciones sean buenas, suele ser más que aceptable.

El modo manual de nuestra cámara puede parecer complicado, pero no lo es si sabemos qué es cada cosa.

Y luego está el otro especie. El que disfruta ajustando manualmente los parámetros de su cámara para sacar la mejor imagen en función de la situación. El modo manual en la cámara de nuestro smartphone puede, a primera vista, parecer un poco complicado de utilizar, pero no lo es si comprendemos qué es cada cosa. De hecho, si sabemos cómo controlarlo, puede ser divertido y si se hace bien, obtener incluso mejores resultados. Para lograrlo no es necesario tener grandes conocimientos o estudiar varios años en escuelas profesionales de fotografía, tan sólo controlar una serie de aspectos básicos.

Para explicar los conceptos más básicos, hemos escogido el teléfono Huawei P10, que cuenta con una cámara dual Leica, con objetivo SUMMARIT-H, sensores de 20 megapíxeles + 12 megapíxeles y estabilizador de imagen óptima.

ISO, ese familiar extraño

Cuando hablamos de fotografía, el término ISO se utiliza con frecuencia pero, ¿qué es y cómo funciona? Explicado de una manera sencilla, la ISO mide la sensibilidad del sensor a la luz. En el caso de Huawei P10, este parámetro es bastante amplio y se puede regular en valores que van del más bajo (50) hasta el más alto (3200). En condiciones en los que la luminosidad es buena, no es necesario regular el ISO y con los valores más bajos es posible obtener resultados decentes. Sin embargo, en entornos oscuros, sí es imprescindible si queremos obtener la mejor imagen y que el tiempo de exposición no altere el resultado final.

Entre las consecuencias negativas de subir demasiado el valor del ISO puede suponer la aparición de ruido, o lo que es lo mismo, la pérdida de nitidez y calidad del objeto.

Velocidad de obturación

El sensor de la cámara es el encargado de captar la luz del ambiente y convertirla en señales eléctricas. En el momento que vamos a tomar una foto, el sensor comienza a recibir la luz del entorno. Cuando se modifica el tiempo de exposición, se está controlando la cantidad de luz que pasa por el sensor. El rango de tiempo va desde milésimas de segundos a varios segundos. En el caso de Huawei P10 va desde 1/4000 hasta los 30 segundos.

Aplicado a una situación real, en caso de querer fotografiar un entorno con baja luminosidad, deberás optar por el mayor tiempo de obturación posible. Si la situación lumínica es buena, tendrás que optar por menor tiempo. Si por ejemplo pones la velocidad baja en una situación en la que hay luz suficiente, la imagen saldrá blanca por el exceso de luz que haya entrado en el sensor. Además, si necesitas elevar el tiempo de obturación, deberás contar con un trípode que mantenga la imagen estable y evite que salga movida o borrosa.

Otra consecuencia es que al mismo tiempo que se controla la velocidad de obturación, también deberás de adaptar la parte de compensación de la luz que entra en el sensor.

Otros factores importantes

En función del teléfono móvil que utilicemos, hay una serie de factores que pueden o no aparecer. En el caso de Huawei P10, la cámara incluye aspectos como el modo de medición, mediante el cual mide y selecciona la luz de una parte o del total de la pantalla.

Huawei P10 también incluye tres tipos de enfoques: AF -S para que enfoque a un sólo disparo, AF- C para realizar disparos continuados y AF – M para enfoque manual.

Otro de los aspectos que debemos configurar en la cámara de nuestro smartphone, siempre que se permita la opción, es la de en qué formato se guardarán las imágenes, si en JPG o RAW. De un archivo RAW tendremos la información y los datos de la imagen tal cual ha sido captada, lo cual sirve de ayuda si luego queremos editar la propia imagen. Sin embargo, una imagen JPG viene comprimido y no tendremos tanta información para realizar la postedición. Cada usuario debe decidir qué fin tendrá cada imagen que capture

Por último, a la hora de realizar fotografías en modo manual, también influye la apertura de la lente. En la mayoría de smartphones es una apertura fija. En el caso el Huawei P10 tiene una apertura de f/2.2, más que suficiente para obtener grandes resultados en casi cualquier situación.

Una vez aclarados esta serie de conceptos, sólo es necesario salir a la calle, reunir un poco de paciencia, y empezar a fotografiar. Al principio los resultados no serán los deseados, pero en función de que se vayan controlando los valores, el resultado será mucho mejor.


Source link

deja tu opinion

Seguinos

Tecnoblog en las redes sociales